Ecología Post-Traumática y el Otro Aviario: una reseña de “The Falls” de Peter Greenaway

01 - the falls bird man

Para los aficcionados del pensamiento ecológico en el mundo del cine, una interesante y rara opción digna de mirar es The Falls, la clásica obra de culto del año 1980 del cineasta inglés Peter Greenaway.

Este masivo pseudo-documental emplea el lenguaje fílmico del reportaje clásico estilo conservador del BBC para contar las historias y las condiciones de una sección representativa de la humanidad (cuyos apellidos comienzan con las letras “FALL”), que fue efectuado por una ocurrencia misteriosa conocida como el Evento Desconocido Violento (Violent Unknown Event), o simplemente, el VUE.

El amanecer de una cosmovisión ecológica.
El amanecer de una cosmovisión ecológica.

Como muchas películas que se ocupen de los temas de la agitación ambiental o de la vida post-cataclísmica en la tierra, The Falls se interesa en imaginar las consecuencias de un trauma ecológico mundial.

Sin embargo, a diferencia de la mayoría de películas en esta amplia categoría, The Falls es excéntrica, erudita, y a su forma… positiva. (Para cualquiera que es familiar con el trabajo de Greenaway esto no debe sorprender.)

Para los autores y los entusiastas del diseño ecológico, aunque sea en la construcción, la agricultura, la educación o los artes, nos convendría preguntar, “cómo parecería nuestra sociedad si las preocupaciones ecológicas se convirtieron en las pasiones y las búsquedas dominantes de la cultura de corriente?”

De su propia manera extraña, The Falls ofrece una ojeada a tal cosmovisión.

Lectura del paisaje: un sobreviviente del Evento Desconocido Violento reflexionando sobre sus alrededores.
Lectura del paisaje: un sobreviviente del Evento Desconocido Violento reflexionando sobre sus alrededores.
Tecnología, los medios y las pantallas privadas de los sueño-mitos humanos se unen en un renacimiento post-cataclísmico.
Tecnología, los medios y las pantallas privadas de los sueño-mitos humanos se unen en un renacimiento post-cataclísmico.

Verdad a su nombre, el Evento Desconocido Violento nunca se explica absolutamente durante la película; solamente las consecuencias personales, culturales y ecológicos de este cataclismo mundial se traen a la luz.

En general, la apariencia del mundo post-VUE se parece “normal” segun los estándares de Europa occidental del vigésimo siglo; vemos ciudades modernas, tecnología funcional y economías, gente de la clase media, transporte, etc. Aprendemos, sin embargo, que un arsenal extenso de malestares psíco-fisicos ha tocado a los sobrevivientes del Evento Desconocido Violento.

Entrevista oficial con un sobreviviente del VUE.
Entrevista oficial con un sobreviviente del VUE.

Muchos de los sobrevivientes del VUE sufren de un dolor atroz, la aversión a las condiciones climáticas, deformidades físicas, miembros que faltan, y otras mutaciones. Misericordiosamente, la mayor parte de estos detalles no se demuestran en la película.

En su lugar, nos demuestran los diagramas de los nuevos desarrollos dolorosos.

Desarrollo de alas y otras mutaciones corporales causadas por el Evento Desconocido Violento.
Desarrollo de alas y otras mutaciones corporales causadas por el Evento Desconocido Violento.
Sobreviviente del VUE, marcado con lesiones faciales. ¿El nuestro propio despertar ecológico requeriría tales lesiones?
Sobreviviente del VUE, marcado con lesiones faciales. ¿El nuestro propio despertar ecológico requeriría tales lesiones?

Junto a los cambios psíco-físicos que marcan a los sobrevivientes del VUE, existen otras alteraciones profundas. El mundo interno del arte y de la imaginación se vuelve hiperactivo con la profusión enredada de una florida complejidad biológica.

Las libelulas psicodélicas causan sillas de madera a brotar nuevas ramas y raices.
Las libelulas psicodélicas causan sillas de madera a brotar nuevas ramas y raices.
Un bosque de sillas estalla con nueva vida.
Un bosque de sillas estalla con nueva vida.

Casi todos los sobrevivientes del VUE comparten una obsesión común en la Ornitología: todo que tiene que hacer con los pájaros, el volar, y la historia de la aviación humana.

El pájaro iluminado como la guía y el mapa de un destino humano extraño.
El pájaro iluminado como la guía y el mapa de un destino humano extraño.

En efecto, el conjunto de la sociedad humana se parece haber sido transformado con la preocupación por pájaros y el estudio de su contexto ecológico.

Tanto la vida pública como la privada se marca por un interés ávido en materias aviares.

Familia y amigos se reunen para ver…
Familia y amigos se reunen para ver…
¡Aves!
¡Aves!
Un sobreviviente del VUE se obsesiona con las cometas.
Un sobreviviente del VUE se obsesiona con las cometas.
Los sueños de una mujer son marcados por la imagen de un pájaro.
Los sueños de una mujer son marcados por la imagen de un pájaro.

También se revela que el Evento Desconocido Violento ha disparado de alguna manera una proliferación masiva de las capacidades y prácticas lingüísticas. De hecho, emergen nuevas “idiomas VUE” y están siendo habladas por los sobrevivientes.

Elaborando textos, dictando textos. Inspirado por los pájaros.
Elaborando textos, dictando textos. Inspirado por los pájaros.
Otorgrafía Aviaria.
Otorgrafía Aviaria.
Un tratado manual escrito en un nuevo "Idioma VUE".
Un tratado manual escrito en un nuevo “Idioma VUE”.

A diferencia de otras obras clásicas del índole post-cataclísmico (Mad Max, The Road, etc…), The Falls representa un mundo donde las actividades culturales humanas – sus formas económicas e intelectuales de producción – parecen haber aumentado como resultado del acontecimiento cataclísmico.

Un sereno hombre joven en una librería (o biblioteca) dedicada a los pájaros y al vuelo.
Un sereno hombre joven en una librería (o biblioteca) dedicada a los pájaros y al vuelo.
Un investigador aviar.
Un investigador aviar.
Un sobreviviente del Evento Desconocido Violento ha traído la ecología puertas adentro.
Un sobreviviente del Evento Desconocido Violento ha traído la ecología puertas adentro.

Para nosotros los interesados en el diseño ecológico, valdría la pena tratar de percibir nuestras propias actividades (si no lo estamos haciendo ya) – un club del jardinería barrial, un intercambio de semillas, la plantación de árboles frutales en los parques vecinos, un diseño público de permacultura – como vehículos que podrían representar una expansión colectiva, más allá de las definiciones supuestamente fijas de “lo humano” en communion con el Otro, previamente denominado “no humano” o simplemente “la naturaleza”.

¿Juego, pasatiempo, investigación o ritual? Muchachas nombrando pájaros en la playa.
¿Juego, pasatiempo, investigación o ritual? Muchachas nombrando pájaros en la playa.

En tal panorama, puede ser que no veamos la ecología como una sola categoría monolítica (y el dominio de expertos), sino, como en The Falls, como un abánico extenso de pasiones, obsesiones, caprichos, singularidades, y búsquedas triviales que representan una saturación casi-total del esfuerzo humano con las preocupaciones y las alegrías de una sociedad biofílica.

Empezando al timbre, en treinta segundos, nombrá  todos los pajaros que empiezan con la letra C que puedas.
Empezando al timbre, en treinta segundos, nombrá todos los pajaros que empiezan con la letra C que puedas.
Hermanas participando en el Juego de los Nombres Aviarios.
Hermanas participando en el Juego de los Nombres Aviarios.

Creo que el diseño y el mantenimiento de paisajes ecologicamente-orientados de hecho requiere y celebra esta disolución entre “nosotros” y “ellos”: la combinación armoniosa del paisaje con nuestra propia participación, y nuestra propia sensación maravillosa del hecho de estar vivo en la Tierra.

El Libro de los Pájaros: la union de las lenguas, los sueños, y las búsquedas aviarias en “The Falls” de Peter Greenaway
El Libro de los Pájaros: la union de las lenguas, los sueños, y las búsquedas aviarias en “The Falls” de Peter Greenaway

Sobre el autor: Scott Jackson es diseñador certificado de Permacultura que vive y trabaja en Córdoba, Argentina desde 2011. Originalmente de Portland, Oregon (EEUU), Scott ganó su Licenciatura en Artes y Letras en La Universidad Estatal de Portland donde también era integrante activo del Comité Universitario de Cine.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s